Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Cuentos para reflexionar’ Category

create-and-share-videos

 Plural-21 es una asociación única en el mundo que promueve la existencia de una fuerza vital que mueve todo y hace que cada uno y cada una de nosotr@s tengamos en nuestro interior un sistema autocurativo infalible. Esto es algo de lo cual algunos científicos y médicos vanguardistas ya están hablando.

Desde esta óptica, ¿CUÁL SERÍA LA LABOR DEL MÉDICO O TERAPEUTA?
Sería justamente la de enseñar cómo potenciar, cómo entrenar a este médico interno para que funcione lo mejor posible.

¿CUÁLES SON LAS FUNCIONES DE Plural-21?
Se pueden resumir en tres palabras: información, comunicación y formación. Nuestra asociación recopila, analiza, sistematiza, elabora y difunde conocimientos científicos, médicos y ecológicos que por ser novedosos, polémicos y en ocasiones contrarios a la tradición o a las posturas oficiales, aún no tienen cabida en la opinión pública.

Con este vídeo, Create&Share y Plural-21 pretenden establecer una colaboración en forma de vídeos y contenidos escritos que serán compartidos paulatinamente en esta web.

Read Full Post »

Desde el blog “Create and Share – Creando una realidad más amable” queremos animar a todos los lectores a participar en este proyecto. La idea es simple: puedes escribir algo, compartir información en formato texto o audio, sugerirnos páginas o cualquier cosa que se te ocurra para crear conciencia. Por pequeña que parezca, cada aportación será recibida con los brazos abiertos, siempre respetando la autoría original y mencionando la fuente de procedencia en las entradas (web, libro, vídeo, etc.). Así es como generaremos una comunidad de personas que no compiten, sino que comparten. Nos daremos a conocer unos a otros en este punto de encuentro.

Si queremos un cambio, todos somos importantes. Cada aportación es vital. Nuestro sueño es presentar un mundo en el que las personas ofrecen su infinita capacidad creativa al servicio de todos. Miles de personas ya lo están haciendo, y Create and Share quiere hacerse eco de todas ellas.

Contacta con nosotros, enséñale al mundo otra forma de vivir, una más amable que la mostrada en los medios del sistema. Que miles de lectores puedan sentir lo que tú sientes.

¡Es la hora de compartir!

Read Full Post »

El buscadorEsta es la historia de un hombre al que yo definiría como un buscador.

Un buscador es alguien que busca, no necesariamente alguien que encuentra.

Tampoco es alguien que, necesariamente, sabe qué es lo que está buscando, es simplemente alguien para quien su vida es una búsqueda.

Un día, el buscador sintió que debía ir hacia la ciudad de Kammir (…). Un poco antes de llegar al pueblo, una colina a la derecha del sendero le llamó mucho la atención (…).

El buscador traspasó el portal y empezó a caminar lentamente entre las piedras blancas que estaban distribuidas como al azar, entre los árboles.

Dejó que sus ojos se posaran como mariposas en cada detalle de este paraíso multicolor.

Sus ojos eran los de un buscador, y quizás por eso descubrió, sobre una de las piedras, aquella inscripción:

“Abdul Tareg, vivió 8 años, 6 meses, 2 semanas y 3 días.”

Se sobrecogió un poco al darse cuenta de que esa piedra no era simplemente una piedra: era una lápida. Sintió pena al pensar que un niño de tan corta edad estaba enterrado en ese lugar (…). Este hermoso lugar era un cementerio y cada piedra, una tumba.

Una por una, empezó a leer las lápidas. Todas tenían inscripciones similares, un nombre y el tiempo de vida exacto del muerto.

Pero lo que lo conectó con el espanto, fue comprobar que el que más tiempo había vivido sobrepasaba apenas los 11 años…

Embargado por un dolor terrible se sentó y se puso a llorar.

El cuidador del cementerio, pasaba por ahí y se acercó.

Lo miró llorar por un rato en silencio y luego le preguntó si lloraba por algún familiar.

- No, ningún familiar – dijo el buscador -. ¿Qué pasa con este pueblo? ¿Qué cosa tan terrible hay en esta ciudad? ¿Por qué tantos niños muertos enterrados en este lugar? (…)

El anciano se sonrió y dijo:

- Puede Ud. serenarse. No hay tal maldición. Lo que pasa es que aquí tenemos una vieja costumbre. Le contaré…

Cuando un joven cumple 15 años sus padres le regalan una libreta, como ésta que tengo aquí colgada al cuello.

Y es tradición entre nosotros que a partir de allí, cada vez que uno disfruta intensamente de algo, abra la libreta y anota en ella:
a la izquierda, qué fue lo disfrutado… a la derecha, cuánto tiempo duró el gozo (…).

Así vamos anotando en la libreta cada momento que disfrutamos…. cada momento.

Cuando alguien muere, es nuestra costumbre, abrir su libreta y sumar el tiempo de lo disfrutado, para escribirlo sobre su tumba, porque ese es, para nosotros, el único y verdadero tiempo vivido.

Read Full Post »

Las fábulas de Esopo son un conjunto de pequeños relatos escritos siglos antes de Cristo. En sus fábulas hay una enseñanza moral, no una doctrina. Recogen experiencias de la vida cotidiana que forman un conjunto de ideas de carácter pragmático.

La estructura de la fábula esópica ha sido definida por varios autores, pero la más completa se le atribuye a Nojgaard quien distingue en la narración tres elementos o momentos imprescindibles:

  1. La situación de partida en que se plantea un determinado conflicto, entre dos figuras generalmente animales.
  2. La actuación de los personajes, que procede de la libre decisión de los mismos entre las posibilidades de la situación dada.
  3. La evaluación del comportamiento elegido, que se evidencia en el resultado pragmático, el éxito o el fracaso producido por tal elección.

A continuación, dos fábulas cortas que sirven como aperitivo de esta antigua forma de transmisión de conciencia:

EL ÁGUILA, EL GRAJO Y EL PASTOR
Un águila, abatiéndose desde lo alto de una roca, arrebató un cordero, y un grajo que lo había visto, por envidia, quiso imitarla. Y, lanzándose con gran estruendo, se precipitó sobre un carnero. Enredadas sus garras en los mechones de lana, batía las alas sin poder elevarse, hasta que el pastor, percatado de lo sucedido, echando a correr, lo cogió y, habiéndole cortado la punta de las alas, al caer la tarde, se lo llevó a sus hijos. Al preguntarle éstos qué pájaro era, dijo:
– Según yo sé con certeza, un grajo; según cree él, un águila.

EL CAZADOR COBARDE
Un cazador seguía el rastro de un león. Preguntó a un leñador si había visto huellas del animal y dónde pernoctaba; y éste dijo: “Te voy a mostrar al propio león”. El cazador palideció de miedo y, rechinándole los dientes, dijo: “Busco sólo su rastro, no al propio león”.

Read Full Post »

huellas-arenaCuenta la tradición judía que un rabino sabio y buscador de Dios caminaba despacio en medio de la noche. Se encontró con un guardia que daba cortos paseos, adelante y atrás, ante el portón de una mansión señorial.

- ¿Para quién paseas tú? – le preguntó, curioso, el rabino.

El guardia dijo el nombre de su amo. Luego le preguntó al rabino:

- Y tú, ¿para quién caminas?

Esta pregunta se quedó grabada en el corazón del rabino. “Y tú, ¿para quién caminas? ¿Para quién son tus pasos? ¿Para quién vives? Sólo puedes vivir para alguien. A cada paso que des hoy, repite su nombre.”

Read Full Post »

Este blog empezó como algo pequeño y que ocupaba una pequeña parte de mi tiempo. Las entradas siempre han tratado de mostrar una parte de la realidad tan legítima como cualquier otra pero que lamentablemente no tiene difusión en los grandes medios.

El proyecto ha crecido y ha tomado una nueva forma, convirtiéndose en “Create and Share”, un portal de noticias positivas sobre diversos temas como ecología, ciencia, espiritualidad, vídeos y documentales, literatura (eBooks gratis incluidos) y otras muchas categorías tanto en castellano como en inglés. Además de la información a la que vamos teniendo acceso, estamos abiertos a recibir todo tipo de noticias cuyo contenido promueve la creación de un mundo mejor.

Eventualmente seguiré compartiendo en este espacio algunas de las entradas de “Create and Share“. Aún estamos en pañales, recopilando mucha de la información publicada en este blog y en el blog “Coaching y Creatividad“, pero estamos seguros de que pronto la web será un punto de encuentro para compartir una realidad más amable.

Visita “Create and Share” a diario y forma parte de la comunidad. ¡Se acabó competir, ha llegado la hora de compartir!

Click aquí para visitar Create and Share

 

Read Full Post »

piezas ajedrezUn viajero pidió asilo en un lejano reino. La cámara real tenía mil sillas vacías alrededor del trono.

- Siéntate en la silla adecuada y dejaré que permanezcas en mi reino -, le dijo el monarca mientras se levantaba de su trono y abandonaba la estancia.

Cuando el rey entró de nuevo en la sala, observó que el joven viajero se había sentado en el trono.

- Excelente, chico -, dijo riendo alegremente. – Puedes quedarte.

Read Full Post »

Había un árbol al que hombres y mujeres adoraban, desdeñando el culto que practicaba su pueblo. Un hombre, irritado por aquella idolatría, decidió cortal el árbol. Se presentó caída la noche con una pesada hacha, pero el diablo apareció en forma humana y le preguntó:

- ¿Qué vas a hacer con esa hacha?

- Voy a cortar el árbol.

- ¿Por qué?

- Porque hay hombres y mujeres que lo adoran, con lo que olvidan al verdadero Dios.

- ¿Qué te importa eso si tú no lo adoras? – le dijo el diablo.

- ¡Quiero cortarlo y lo voy a hacer! – contestó el hombre, levantando el hacha.

- ¡Espera! – gritó el diablo, colocándole una mano sobre el brazo -. ¿No preferirías, en lugar de cortar este árbol, hacer algo que te fuera útil?

- ¿Qué quieres decir? – preguntó el hombre un poco confundido.

- Mi propuesta no es un enigma. Si renuncias a cortar ese árbol, te ofrezco dos monedas de oro.

- ¿Quién me las dará?

- Yo mismo.

- ¿Cuándo?

- Cada mañana, cuando despiertes.

El hombre bajó el hacha y regresó a casa. A la mañana siguiente, un mendigo enmascarado llamó a su puerta, le dio dos monedas de oro y se marchó rápidamente.
Al día siguiente, el hombre se levantó temprano y esperó al mendigo. Pero lo esperó en vano. Nadie le llevó las dos monedas de oro prometidas.
El hombre se enfadó muchísimo, cogió su pesada hacha y corrió hacia el árbol. Allí encontró al diablo en su forma humana, y el diablo le dijo:

- ¿Qué vas a hacer con esa hacha?

- ¡Voy a cortar el árbol!

- No. Ya no eres capaz de cortarlo.

El hombre levantó el hacha. El diablo la tocó con un solo dedo y la tiró. Después empujó al hombre, que se rompió la espalda al golpearse contra un muro, y estuvo a punto de morir.

¿Quién eres? – preguntó -. ¿De dónde procede esa fuerza sobrenatural?

- De las monedas que has aceptado. Cuando quisiste cortar el árbol para proteger el verdadero culto de Dios, no podía hacer nada contra ti. Pero cuando has querido cortarlo porque estabas enfadado a causa de las monedas de oro que no has recibido esta mañana, has caído en mis manos. Y por eso te he machacado.

Imagen: Ruben García

Fuente: Coaching y Creatividad

Read Full Post »

Nasrudín, como muchos otros “locos”, o simples de espíritu, se suele caracterizar por un comportamiento inesperado, que parece ilógico, insesato.

Así, lo vemos sentado en la parte trasera de una piragua que cruza mal que bien un brazo de mar. Los dos hombres que se encuentran delante reman con fuerza. Nasrudín no hace nada.
De repente estalla una violenta tempestad. Las olas sacuden peligrosamente la piragua. Los dos remeros luchan con todas sus fuerzas contra el mar, que a cada instante amenaza con hundir el frágil esquife.
Se vuelven para echar un vistazo a Nasrudín y ven que éste, en actitud muy extraña, coge agua del mar y la vierte en la piragua. Sorprendidos, gritan:

- Pero, ¿qué haces? ¿Estás loco? ¡Es justo lo contrario de lo que hay que hacer! ¿Por qué echas agua en la piragua?

- Mi madre siempre me ha dicho que hay que estar del lado del más fuerte – contesta Nasrudín.

Read Full Post »

Para Nasrudín la vida es un absurdo coherente con el que hay que conformarse.
Así, cuando aún era joven, su padre le dijo un día:

- Tendrás que levantarte temprano, hijo mío.

- ¿Y por qué, padre?

- Porque es una costumbre muy buena. Un día que me levanté al alba encontré un saco de oro en el camino.

- ¿Quizá lo habían perdido la noche anterior?

- No, no – dijo el padre -. No estaba allí la noche anterior. Si no lo habría visto al volver a casa.

- Entonces – dijo Nasrudín -, el hombre que había perdido su oro se había levantado todavía más temprano que tú. ¿Ves como levantarse pronto no es bueno para todo el mundo?

Read Full Post »

KOAN

Hacia el final de su vida dijéronle al maestro Joshu:
- Si uno habla de ignorancia o de iluminación es como cháchara de niños, armar mucho ruido para nada. ¿No es cierto, maestro? Dinos lo que es la palabra verdadera.

Joshu, ese anciano maravilloso, respondió:
- Tal vez la palabra verdadera sea no decir ninguna de estas dos palabras: ignorancia e iluminación.

- Maestro – insistió uno de sus discípulos -, deja de lado estas dos palabras. Dinos la palabra verdadera.

Y Joshu respondió:
- ¡Om burin pach!

EXPLICACIÓN

Lo que no quiere decir nada: no es más que una sucesión de sonidos carentes de sentido. Tal es la palabra verdadera. O dicho de otro modo, la verdad es inexpresable. No es un concepto.
Cuando uno se encuentra, se encuentra en lo que uno es, sin definiciones. Esto no se conceptualiza.

Fuente: El dedo y la luna, Alejandro Jodorowsky

Read Full Post »

Un grupo de ranas viajaba por un bosque. De repente, dos de ellas cayeron a un profundo hoyo. El resto de las ranas se asomaron. Cuando vieron lo profundo que era, le dijeron a las ranas que habían caído que, a efectos prácticos, se podían dar por muertas.

Las dos ranas no hicieron caso a los comentarios. Siguieron intentando salir fuera del hoyo con todas sus fuerzas. Las otras ranas seguían insistiendo desde arriba en lo inútil de sus esfuerzos.

Finalmente, una de las ranas puso atención a lo que las demás decían y se rindió: se desplomó exhausta y murió.

La otra rana continuó saltando tan fuerte como podía. Una vez más, las compañeras le gritaban que dejara de sufrir y simplemente se dispusiera a morir. Pero la rana saltó y saltó. Cada vez con más fuerza hasta que finalmente salió del hoyo.

Cuando salió, las otras ranas le preguntaron: “¿No escuchaste lo que te decíamos?”

La rana les explicó que era sorda. Ella pensó que las demás la estaban animando a esforzarse más para salir del hoyo.

Imagen: Carlos Luna

Fuente: Coaching y Creatividad

Read Full Post »

El Mullah Nasrudin se trasladó a una nueva ciudad, la cual tenía una tradición muy peculiar.
La gente guardaba su dinero para comprar monedas de oro, y cuando eran ya suficientes para llenar una olla de barro, compraban el recipiente, lo llenaban con las monedas, luego lo sellaban y luego lo enterraban en sus respectivos jardines, en algún lugar secreto.
Una vez al año, desenterraban los recipientes, abrían los sellos, verificaban sus monedas de oro, y luego vuelta a precintar los mismos y a enterrararlos nuevamente, en otro lugar secreto del jardín.
Un día el Mullah, ya con conocimiento de esta práctica, cruzó la plaza repleta de gente con una olla de barro, y a la vista de todos, llenó la olla con piedras, cavó un agujero en el centro de la carretera y la empezó a enterrar.

-Nasrudín, esa no es la forma correcta, le interrumpía la gente. Se supone que debes llenar la olla con oro, no con piedras.

-Queridos amigos, rió Nasrudin, siempre y cuando no se vaya a gastar, ¿qué diferencia hace llenarla con monedas de oro o con piedras?

 

Esta reflexión es extrapolable a las ideas. ¿De qué sirve tener ideas brillantes si no las compartimos?

Read Full Post »

Un rey quería escoger al más sabio de sus súbditos para primer ministro. Cuando el escrutinio llegó a los tres últimos, les puso la última prueba. Los colocó en una habitación de palacio en cuya puerta había instalado un cierre complicado. El primero que consiguiese abrir la puerta, sería el elegido.

Uno dibujó cantidad de esquemas de las más ingeniosas cerraduras para ir probando una tras otra. Otro se dedicó a fórmulas matemáticas para averiguar la combinación del candado. El tercero esperó un rato sentado en una silla mientras los otros dos trabajan, luego se levantó, se dirigió a la puerta, le dio a la manilla, y la puerta se abrió. No había estado nunca cerrada.

MORALEJA

Nos creemos que vivimos en una cárcel y nos dedicamos a redecorar las paredes constantemente. Pero no es una cárcel. No está cerrada. No necesitamos salir de la celda y luchar por cambiarnos a nosotros mismos y conseguir desesperadamente la libertad, sencillamente porque ya somos libres.

Charlotte Joko Beck

Fuente: Plano Creativo

Read Full Post »

Una caravana que iba por el desierto se detuvo cuando empezaba a caer la noche.

Un muchacho, encargado de atar a los camellos, se dirigió al guía y le dijo:

- Señor, tenemos un problema. Hay que atar a veinte camellos y sólo tengo diecinueve cuerdas. ¿Qué hago?

- Bueno -dijo el guía-, en realidad los camellos no son muy lúcidos. Ve donde está el camello sin cuerda y haz como que lo atas. Él se va a creer que lo estás atando y se va a quedar quieto.

El muchacho así lo hizo. A la mañana siguiente, cuando la caravana se puso en marcha, todos los camellos avanzaron en fila. Todos menos uno.

-Señor, hay un camello que no sigue a la caravana.

-¿Es el que no ataste ayer porque no tenías soga?

-Sí ¿cómo lo sabe?

-No importa. Ve y haz como que lo desatas, si no va a creer que sigue atado. Y si lo sigue creyendo, no caminará.
—–
Este cuento ilustra que no es la realidad, sino nuestras creencias, las que nos limitan.

Read Full Post »

KOAN

- Maestro, se dice que todo viene del Uno, pero ¿de dónde viene el Uno?

El maestro sonrió y respondió:
– Cuando yo estaba en Osaka, me hice una camisa que pesaba una libra.

- Gracias, maestro, he comprendido.

EXPLICACIÓN

La pregunta del discípulo es una pregunta metafísica que no tiene respuesta. Existen cosas a las que no podemos dar respuesta. Algunos datos mentales son ambiguos. Los puntos cardinales, por ejemplo, no tienen una realidad tangible. Varían en función del lugar a partir del cual se los considera. En el centro del Polo Norte, me es imposible ir al norte.
El maestro responde: “Una camisa de una libra es demasiado pesada. Sería una tortura llevarla. Deja de hacerte preguntas imposibles de llevar. Deja de trabajar inútilmente con tu intelecto. Tu pregunta no tiene respuesta. Su fundamento es ambiguo. Ocúpate de cosas reales.
¿Qué es el Uno?… Eres tú, soy yo. ¡Regresa a lo real! ¡Actúa! ¡Haz las cosas con una concentración total!”

Fuente: El dedo y la luna, Alejandro Jodorowsky

 

Read Full Post »

Una ONG muy conocida a nivel internacional convocó una rueda de prensa para un grupo de periodistas que le fueron lanzando preguntas respecto a su última campaña de ayuda al tercer mundo.
Como es habitual, los titulares de la mayor parte de los medios de comunicación recogieron no lo más importante de lo que allí se habló, sino las palabras que más venden. Casi todos ellos escribieron en negrilla esta pregunta que realizó un reportero desde el fondo de la sala:

-¿Para qué quieren los niños del tercer mundo un cargamento de relojes?

Tengo la respuesta -dijo un joven entusiasta- regalamos lo que no nos es útil.

-¡Explique mejor su argumento! -por favor-

Creo que junto con los medicamentos caducados ahora infiltramos un veneno tóxico que consiste en la medida del tiempo, con el único fin de esclavizar.

-¿Un cargamento de relojes puede esclavizar? No comprendo la metáfora

¿Acaso no es cierto que los seres dotados de mayor conciencia no viven en el tiempo, sino que ellos son el tiempo? Nuestra cultura, con sus intereses económicos, nos ha hecho creer que todas las horas son iguales. En cambio, pocos son los que saben sintonizar con las energías disponibles de su tiempo particular… el de su reloj interno…

Un entrevistado tomó la palabra:

-Un momento. Pongamos un poco de posibilidad al asunto. Esos no son relojes comunes, como los que usted y yo llevamos en la muñeca, tenemos colgados en la pared de la cocina o sobre la mesilla de noche. Sus manillas, en lugar de moverse en círculo dando la impresión de rueda de repetición, se mueven dibujando una bonita espiral. Por eso más que medir el tiempo esos relojes son una metáfora inspiradora de evolución.

Fuente: Plano Creativo

Read Full Post »

El siguiente cuento nos enseña que si nos centramos en el ahora, todos nuestros problemas desaparecen.

Había contratado un carpintero para ayudarme a reparar mi vieja granja. Él acababa de finalizar su primer día de trabajo que había sido muy duro. Su sierra eléctrica se había estropeado lo que le había hecho perder mucho tiempo y ahora su antiguo camión se negaba a arrancar.

Mientras lo llevaba a su casa, permaneció en silencio. Una vez que llegamos, me invitó a conocer a su familia. Nos dirigíamos a la puerta de su casa y se detuvo brevemente frente a un precioso olivo centenario. Tocó el tronco con ambas manos.

Al entrar en su casa, ocurrió una sorprendente transformación. Su bronceada cara sonreía plenamente. Abrazó a sus dos pequeños hijos y le dio un beso a su esposa. La energia había cambiado completamente. Posteriormente me acompañó hasta el coche.

Cuando pasamos cerca del olivo, sentí curiosidad y le pregunté acerca de lo visto cuando entramos.

- Ese es mi árbol de los problemas, – contestó
– Sé que no puedo evitar tener problemas durante el día como hoy en el trabajo por ejemplo, pero no quiero traer estos problemas a mi casa. Así que cuando llego aquí por la noche cuelgo mis problemas en el árbol. Luego a la mañana cuando salgo de mi casa los recojo otra vez.
– Lo curioso es, – dijo sonriendo – que cuando salgo a la mañana a recoger los problemas del árbol, ni remotamente encuentro tantos como los que recuerdo haber dejado la noche anterior.

Read Full Post »

Una historia árabe cuenta que una piedra y una mota de tierra cayeron juntas al mar.
La piedra, al caer al fondo del mar, gemía:

- ¡Me he ahogado! ¡Estoy perdida! ¡Solo el fondo del mar escuchará mis quejas!

La mota desapareció. Nadie sabe qué fue de ella. Pero se cuenta que, sin lengua, habló, y algunos oídos muy agudos oyeron lo siguiente:

- Ya no queda nada de mí en los dos mundos, nada, ni la más mínima partícula. Ya no se verá mi cuerpo, ya no se verá mi alma. Los dos se han fundido en el mar, el cual sí que es claramente visible.

Read Full Post »

MILAGROS

Un hombre recorrió medio mundo para comprobar por sí mismo la extraordinaria fama de que gozaba el Maestro.
“¿Qué milagros ha realizado tu Maestro?”, le preguntó a un discípulo.
“Bueno, verás… , hay milagros y milagros.
En tu país se considera un milagro el que Dios haga la voluntad de alguien.
Entre nosotros se considera un milagro el que alguien haga la voluntad de Dios”.

VIGILANCIA

- ¿Hay algo que yo pueda hacer para llegar a la iluminación?
– Tan poco como lo que puedes hacer para que amanezca por las mañanas.
– Entonces, ¿para qué valen los ejercicios espirituales que tú mismo recomiendas?
– Para estar seguro de que no estáis dormidos cuando el sol comienza a salir.

Fuente: Anthony de Mello

Read Full Post »

TODO TIENE QUE VER CON TODO

Un día Nasrudín caminaba por una carretera solitaria…

Caía la noche cuando vio a un grupo de jinetes avanzando hacia él. Su imaginación empezó a trabajar, y temió que pudieran robarle u obligarle a alistarse en el ejército. Este miedo adquirió tales proporciones , que saltó un muro y se encontró en un cementerio.

Los otros viajeros, ignorantes de los motivos imaginados por Nasrudín, se sintieron picados por la curiosidad y, claro, se fueron tras él… Después de un rato más o menos largo, dieron con un Nasrudín extendido cual tronco y helado, en una zanja… Uno de ellos le preguntó:

- ¿Podemos ayudarte? ¿Por qué estás en esa posición?

Nasrudín, comprendiendo su error, contestó:

- Es más complicado de lo que suponéis. Verás, yo estoy aquí a causa de vosotros; y vosotros estáis aquí por mi causa.

HACIENDO EL TONTO

Todos los días Nasrudín iba a pedir limosna a la feria, y a la gente le encantaba demostrar lo tonto que era con el siguiente truco: le mostraban dos monedas, una valiendo diez veces más que la otra. Nasrudín siempre escogía la de menor valor.

La historia se hizo conocida por todo el condado. Día tras día grupos de hombres y mujeres le mostraban las dos monedas, y Nasrudín siempre se quedaba con la de menor valor. Hasta que apareció un señor generoso, cansado de ver a Nasrudín siendo ridiculizado de aquella manera. Lo llamó a un rincón de la plaza y le dijo:

—Siempre que te ofrezcan dos monedas, escoge la de mayor valor. Así tendrás más dinero y no serás considerado un idiota por los demás.

—Usted parece tener razón — respondió Nasrudín — Pero si yo elijo la moneda mayor, la gente va a dejar de ofrecerme dinero para probar que soy más idiota que ellos. Usted no se imagina la cantidad de dinero que ya gané usando este truco. No hay nada malo en hacerse pasar por tonto si en realidad se está siendo inteligente.

Read Full Post »

KOAN

- Maestro, ¿qué es constante?
- Lo inconstante.
- ¿Por qué lo constante es inconstante?
- ¡La vida! ¡La vida!

EXPLICACIÓN

El discípulo está totalmente en el intelecto. Pregunta: ¿Qué es constante?
El maestro responde “Lo constante es lo que es inconstante”. Todo cambia y, como todo cambia, lo único que es constante es el cambio.
Es una buena respuesta, pero el discípulo añade: “¿Por qué lo constante es inconstante? ¿Por qué el cambio es continuo?”
Su pregunta es aún intelectual. El maestro responde: “¡La vida! ¡La vida!”

Algo que no comienza, que no termina, ¿qué es? Es la vida, y la vida no es definible. No se encuentra nada tratando de aprehenderla a partir de las palabras.

Fuente: El dedo y la luna, Alejandro Jodorowsky

Read Full Post »

KOAN

Un maestro sostenía un cuenco entre las manos en el momento en que un discípulo le hizo esta enigmática pregunta:
- Maestro, ¿cómo poner la piedra blanca en el basurero?
El maestro dejó caer el cuenco al suelo y, mientras éste se rompía en mil pedazos, respondió:
- Así.

EXPLICACIÓN

El discípulo hace una pregunta intelectual. La piedra blanca sería la realización, la pureza personal, y el basurero sería el mundo, un mundo no evolucionado, por supuesto.
– ¿Cómo poner nuestra pureza personal en este basurero que es el mundo?
– Así.
Dejando caer el cuenco, el maestro dice: “Uno deja de intelectualizar y se entrega al mundo. Creemos que existe una unión profunda y real entre nosotros y el mundo. Todo es mundo. Todo es conciencia”.

Read Full Post »

Un día, mientras caminaba a través de la selva, un hombre se topó con un feroz tigre. Corrió, pero pronto llegó al borde de un acantilado. Desesperado por salvarse, bajó por una parra y quedó colgando sobre el fatal precipicio.

Mientras estaba ahí colgado, dos ratones aparecieron por un agujero en el acantilado y empezaron a roer la parra.

De pronto, vio un racimo de frutillas en la parra. Las arrancó y se las llevó a la boca… ¡Estaban increíblemente deliciosas!

Read Full Post »

KOAN (problema que el maestro plantea al discípulo para comprobar sus progresos)

Angustiado, Isan le preguntó a su maestro Gyosan:

- Si un millón de objetos vienen hacia nosotros, ¿qué debemos hacer?

- Un objeto verde no es amarillo. Una cosa larga no es corta.

Satisfechos de este intercambio, Gyosan e Isan se despidieron y cada uno se fue por su lado.

EXPLICACIÓN

- Maestro, la vida me angustia. Me siento inundado por su multiplicidad. Millones de cosas vienen a mí. Todas me atraen. Estoy invadido por ellas. Esto me desespera.

- No te preocupes. Tu percepción no puede captar más que una cosa cada vez. Por lo que es inútil que te angusties por adelantado. Vive cada cosa a medida que se te presente. Cuando un objeto es verde se presenta, es único. No es todos los objetos. Acéptalo tal como es y vívelo. No existen millones de instantes por vivir. No existe más que el instante presente. Los otros vendrán después de éste. Están en camino para convertirse en el instante presente, perso si permaneces con calma, tranquilo, sin especular ni angustiarte demasiado, vendrán uno detrás de otro y tu vida se desarrollará muy bien.

Read Full Post »

El costo de aprender

Nasrudin decidió que podía beneficiarse aprendiendo algo nuevo y fue a visitar a un renombrado maestro de música:

-¿Cuánto cobra usted para enseñarme a tocar la flauta? -preguntó Nasrudin.

-Tres piezas de plata el primer mes; después una pieza de plata por mes -contestó el maestro.

-¡Perfecto! -dijo Nasrudin-; comenzaré en el segundo mes.

El contrabandista

Nasrudin solía cruzar la frontera todos los días, con las cestas de su asno cargadas de paja. Como admitía ser un contrabandista cuando volvía a casa por las noches, los guardias de la frontera le registraban una y otra vez. Registraban su persona, cernían la paja, la sumergían en agua, e incluso la quemaban de vez en cuando.

Mientras tanto, la prosperidad de Nasrudin aumentaba visiblemente.

Un dia se retiro y fue a vivir a otro país, donde, unos años mas tarde, le encontró uno de los aduaneros.

- Ahora me lo puedes decir, Nasrudin.
– ¿Que pasabas de contrabando, que nunca pudimos descubrirlo?

- Asnos – contesto Nasrudin.

Read Full Post »

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 282 seguidores